Mercedes-Benz Intelligent Drive

Detector de cambio de carril

/media/technologies/lane_keeping_assist/intro_module/de/image_2.jpg
/media/technologies/lane_keeping_assist/intro_module/de/image_1.jpg
El detector de cambio de carril advierte al conductor mediante vibraciones en el volante en cuanto detecta que el vehículo abandona su carril involuntariamente, contribuyendo así a evitar accidentes.
El cansancio del conductor, o la simple falta de atención, pueden hacer que el vehículo se desvíe de su carril de forma involuntaria. Esta es una de las principales causas de accidentes, a menudo con consecuencias graves. El detector de cambio de carril advierte al conductor mediante vibraciones en el volante tan pronto como detecta que el vehículo abandona su carril involuntariamente. Ello es posible gracias a una cámara situada en el lado interior del parabrisas, que explora la calzada. Una unidad electrónica de control es capaz de detectar las líneas delimitadoras a partir de las diferencias de contraste en las imágenes. Esta unidad determina también la posición del vehículo, por lo que puede detectar si el vehículo se sale de su carril. A diferencia de los sistemas convencionales de este tipo, el detector de cambio de carril evalúa también la actividad del conductor e identifica si el vehículo abandona el carril de forma consciente o por descuido. Por consiguiente, se omite la advertencia si el conductor acelera para adelantar o para incorporarse a una autopista, si frena con fuerza o si gira conscientemente el volante para tomar una curva. Si el vehículo cruza una línea continua, el sistema advierte antes al conductor que si la línea que se cruza es discontinua.
1

Detecta síntomas de fatiga o distracción.

Medios

Cerrar

Disponibilidad en categorías de vehículos

Temas relacionados